I.LETRADA.CO | LA RED | ARTE Y REBELDÍA, UN COCTEL DELICIOSO
LA RED
ARTE Y REBELDÍA, UN COCTEL DELICIOSO
ESCRITO POR
Vargarquista
Pensamiento y acción libertⒶria locombiana.

ARTE Y REBELDÍA, UN COCTEL DELICIOSO

Sobre un cartel, la Colmena inyectó de tinta a los animales y plantas de nuestra América Latina para que se lancen a defender la autonomía de los territorios y su gente. Hacer frente a los mega-proyectos que pretenden tapar la resistencia con sus alfombras de progreso son las luchas que se dan en esta fábula de la vida real.

Una tarde bogotana en el centro histórico descubrió en una de sus casas un trabajo que pareciera ser solo una obra de arte, pero que al paso de las horas, se revela como una de las más creativas estrategias de activismo que he presenciado en los últimos años. Al lugar llegan jóvenes, personas adultas, padres y madres con sus hijas, universitarias y uno que otro desprevenido. Poco a poco el espacio se va colmando y las sillas no alcanzan. El suelo empieza también a llenarse y casi no hay por donde pasar. En eso, una persona joven, perteneciente al Colectivo la Colmena, empezará la guía de dos telones cargados de ilustraciones, que narran las estrategias de dominación y resistencia de los últimos años en Mesoamérica. En las ilustraciones no hay seres humanos sino animales que ejemplifican historias, desde aves, peces, mamíferos e insectos, cada uno demostrando que la solidaridad es el poder que nos permite vivir de forma más efectiva. A lo largo de su exposición nos cuenta que esta obra es resultado de muchos años de trabajo de un colectivo que, aunque tiene su base en Estados Unidos, ha viajado constantemente por la región compartiendo con las comunidades la realidad que les toca vivir. Aprovecho el final del taller para acercarme a quien explicó las ilustraciones y le pido me responda las siguientes preguntas:

¿Dónde y por qué nace la colmena?

La Colmena nació de la necesidad de explicar, a través del arte, lo complejo que es el momento histórico que estamos viviendo. Todos somos de diferentes partes de Estados Unidos y algunos somos inmigrantes. Nos conocimos durante las grandes manifestaciones al final del último milenio y el principio de este, en contra de la globalización corporativa y sus más poderosas instituciones, como la Organización Mundial del Comercio, el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional. Queríamos gritarle al mundo la injusticia ambiental, militar, económica y cultural que estamos viviendo hoy en día y los procesos históricos que nos han traído acá, en una manera que cualquier persona pudiera entender.

Uno de los primeros trabajos realizados por la Colmena fue el del Plan Colombia, ¿cuál fue el origen de este trabajo y qué acogida tuvo?

Habíamos hecho un afiche sobre el ALCA (Área de Libre Comercio de las Américas) el año anterior. Cuando sucedió el 11 de septiembre del 2001 y las consecuentes guerras estadounidenses en Afganistán e Iraq, queríamos hacer un afiche contra la guerra. Pero decidimos hacerlo sobre Colombia para hablar de las mismas dinámicas activas en el mismo hemisferio que el ALCA. Pudimos entrar a muchos espacios a los que no íbamos a poder entrar si estuviéramos  hablando de guerras en el medio oriente. Ambos afiches fueron muy populares y bien recibidos en todas partes del mundo, especialmente el de Plan Colombia, que también fue bien recibido en Colombia entre muchas comunidades.

 

 

 

 

 

 

 

Hoy presentaste el último trabajo de la Colmena ¿podrías hablarnos un poco de ello?

La campaña gráfica Mesoamérica Resiste es el tercer y último capítulo de la trilogía de la Colmena sobre la globalización en las Américas, centrándose en la resistencia a los megaproyectos de infraestructura que están literalmente asfaltando el camino a los acuerdos de libre comercio que devastan economías y comunidades locales. En 2004 un grupo inicial de abejas viajó desde México hasta Panamá durante más de cinco meses, para encontrarse con personas en el frente de la resistencia a un plan regional de desarrollo conocido entonces como Plan Puebla Panamá (PPP). El anuncio del PPP en el 2001 desató una fuerte organización transfronteriza contra sus megaproyectos de escala industrial, como grandes autopistas, represas y torres de alta tensión. En los años siguientes, nuestro intensivo proceso de investigación, a través de distintos movimientos y organizaciones sociales de base, tomó toda una variedad de formas: desde grandes encuentros internacionales hasta mesas redondas locales, desde entrevistas hasta conversaciones informales.

Las historias en el gráfico provienen de luchas actuales, pero están a su vez arraigadas en el legado de más de 500 años de colonialismo en las Américas. En una pancarta que cruza el lado superior se lee, “cada vez que la historia se repite, el precio sube” -recordándonos que estamos en una era de extrema pérdida de diversidad cultural y ecológica y de rápido cambio climático. A través de la visión de Mesoamérica, el cartel nos cuenta la historia general de qué está en riesgo a lo largo y ancho del globo con el modelo neoliberal de “desarrollo”, y qué hemos perdido ya. Este proyecto refleja nuestros esfuerzos para ir más allá de una simple ilustración sobre las malas noticias, para compartir a su vez historias de acción colectiva e inspiración. El interior del póster cuenta historias sobre organización social horizontal y resistencia. Una multitud de personajes simboliza estrategias y tácticas para construir y defender la autonomía. Hemos retratado a más de 500 especies de insectos, plantas y animales nativas de algún lugar entre México y Colombia, dando una pequeña ojeada a la increíble biodiversidad de la región.

¿Cómo llega La Colmena a Colombia y cuáles son los planes a futuro aquí?

La Colmena llega a Colombia de manera permanente en el año 2007, por medio del proyecto de Polinizaciones que inició como un trabajo de apoyo con las comunidades Wayuu sobrevivientes de la Masacre de Bahía Portete. Entre 2007 y 2010 el trabajo de La Colmena fue de manera itinerante en Colombia y también Ecuador y Venezuela. A partir del año 2011 hasta ahora, el trabajo se enfoca en tres regiones: la zona afectada por el Quimbo en el Huila, en el Putumayo y con comunidades Wayúu en Venezuela. Para este año queremos seguir manteniendo los trabajos en estas regiones y también realizar unas giras con Mesoamérica Resiste. El otro año ya hay zumbidos de formar un colectivo propiamente de acá, estilo Colmena y ver si se asume una nueva campaña gráfica sobre una temática local.

Sé que a título personal estás bastante vinculado con la lucha contra la construcción de la hidroeléctrica del Quimbo,¿podrías explicarnos un poco más de esta situación? Y además respondernos, ¿cómo el trabajo de La Colmena ha permitido aportar en esta lucha?

Polinizaciones está vinculado al proceso de resistencia al Quimbo desde el año 2008, cuando se realizó una caminata en contra de la represa. Desde entonces hemos aportado en comunicaciones de Ríos Vivos / ASOQUIMBO, formaciones de integrantes y, en el último año, ayudar a formar un colectivo de jóvenes en La Jagua, Huila, llamado Jaguos por el Territorio, que usa el arte como herramienta de defensa del territorio. Sobre todo los murales, teatro y cine-foros callejeros. Este año hay muchas actividades pensadas con el uso de performance y audio-visual.

 

 

 

 

 

 

 

En estas últimas semanas esta misma exposición que se hizo en Bogotá ha recorrido el país, haciendo presentaciones en Manizales, Medellín, Cali y en La Jagua, a las orillas del Magdalena donde se intenta construir el proyecto hidroeléctrico del Quimbo. La fuerza de las ilustraciones contagia los espíritus de rebeldía y esperanza que seguro, motivados por las enseñanzas que demuestran las gráficas, mantendrán sus propios procesos organizativos promoviendo la vida digna y la defensa de los territorios. Experiencias de pedagogía y activismo de este tipo son las que tanta falta nos hacen en un país donde la prioridad es la extracción minero-energética y no el buen vivir de la gente que habita estas tierras. Arte y rebeldía, un coctel delicioso para mantenernos embriagados de esperanza. ¿Nos vamos a polinizar? 

COMENTARIOS
Cargando comentarios...
RUTINAS MORTALES
numero 27 / Noviembre - 2014
El Método Grinberg. Acabar con las rutinas, recuperar la libertad del cuerpo.
MEMORIA Y SABER POPULAR
numero 26 / Agosto - 2014
Porque los seres humanos no poseemos una memoria y unos saberes. Eso es lo que somos.
LA INDUSTRIA DEL ARTE Y LA CULTURA
numero 25 / Junio - 2014
Un artista emergente no la tiene fácil a la hora de dar a conocer su trabajo y aprovechar al máximo su talento.
EL AMOR DE OTRAS MANERAS
numero 17 / Septiembre - 2013
El disgusto por las formas de amor tradicionales ha movido a María Teresa hacia una práctica menos impositiva: la hamora.
BRUJAS, YERBERAS Y OTRAS HIERBAS RARAS
numero 18 / Octubre - 2013
QUÉ DIFÍCIL EL POLIAMOR…
numero 17 / Septiembre - 2013
PRóXIMOS EVENTOS
Upss! No hay eventos que mostrar
¿TIENES UN EVENTO?
APOYAN :